Balón de Retención

Aparte de anclar la sonda dentro del estómago, el balón contribuye a evitar las fugas por el estoma. La marca de 20 ml en el orificio del balón indica la CAPACIDAD del balón, no el volumen recomendado. Llene el balón con 7 a 10 ml de agua destilada o solución salina.

NO EMPLEE AIRE PARA INFLAR EL BALÓN

El aire se moverá de un lado a otro durante varias horas haciendo que el balón se desinfle, de la misma forma que un balón normal se desinfla gradualmente. El volumen recomendado para el balón de bajo volumen es de 2 a 3 ml. /ver Fig. 5

Deja un comentario